LA MUJER JIRAFA





La mujer jirafa sabe que la postura es incómoda y que cuando enderece la zona cervical, su cuello será alto y esbelto (frágil también).


Es consciente de ello, pero así, encuentra la paz; flotando por entre su pelo rojo fuerza y levitando en el éxtasis de la calma de medio "lao".
La jirafa bruja se sostiene con su propio aura, el de la santidad que es el autocuidado. Ya se sabe amar.
La mujer silencio se conecta con las espirales blancas, a través de su garganta herida... Muta en su mudez y mantiene inmóvil el chakra que la hizo enloquecer, para volver a romper la carne petrificada y gritar en un susurro, un millón más de "te quieros".
La mujer jirafa calla y despierta en el amor.

La mujer bruja se ama.

Comentarios

  1. Me gusta la mujer Jirafa!!!! El dibujo me encanta, siento la felicidad de esa mujer que se siente a sí misma, que se gusta y que se mira por dentro. Me llega el placer y el gustito de amarse a una misma...y de estirar el cuello cuando apetezca, no por imposición! ��

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Aurora, es un placer sentir tu reflejo, comprobar que a pesar de la distancia física y la línea temporal seguimos conectadas como en aquellos días que vivíamos juntas el día a día... siempre presente en mí, en mis vaivenes y mis giros de cuello. Gracias por expresar tu sentir y seguir conectando conmigo. Te amo.

      Eliminar
  2. Para verla bien, he tenido que doblar mi cuello de mujer bruja-jirafa-silenciosa 😉 y he descubierto que se siente la mirada de otra manera, jeje. Estiro mi cuello y abro mi garganta para decirte que "eres mu grande"
    Me encanta el poema y ese dibujo ... me enamora. 💖💖💖

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo que tienes, que eres valiente para girar el cuello y así encontrarte con otros puntos de mira... A mí me enamoras tú, tu alma y la enormidad vital que me regalas sin necesidades.

      Eliminar
  3. Ya sabes María, que me gusta a rabiar y más, que te expreses de las maneras que tú saber hacer tan maravillosamente. Me gusta la mujer jirafa, con esa pose tan llena de calma y amor. Precioso todo.
    Besicos muchos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por los besicos, esos me llegan y los echo a faltar a menudo, aunque los sienta dibujados en mi piel que, al fin y al cabo, es la misma que la tuya. Expresar es algo que necesito para sobrevivir y, creo, que fuiste tú la que me enseñaste a hacerlo. Gracias mujer valiente, gracias mami.

      Eliminar
  4. Me gusta el dibujo , y más haber podido seguir su evolución desde el principio . El poema , es genial . A mí me gusta estirar el cuello y ver el mundo desde arriba , pero tb me gusta doblarlo a veces para esconderme un poquito , jajaja .
    Te quiero amiga mía

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Evolucionar a la par es algo que se nos da bien ¿ a que si ? siempre compartiendo contigo mis sentires, nuestros dobleces y nuestras sendas preciosas. Yo también te quiero a tí, pequeña niña y a la mujer también.

      Eliminar

Publicar un comentario

Entradas populares de este blog

AMÍGDALA

ABLACIÓN

EMPEZAMOS...